70 chistes cortos muy malos y muy fáciles de recordar

chistes-malos-cortos-faciles-de-recordar

Aquí te dejamos una lista de 70 chistes malos fáciles de recordar que puedes contar en la siguiente quedada con tus amigos

A nadie le amarga un dulce y un chiste malo no tiene por qué no ser gracioso. Los chistes malos cortos son una auténtica obra del ingenio español: espontáneos, simples y, en ocasiones, con una falta absoluta de sensibilidad, pero capaces de arrancarnos una carcajada que nos mejore un mal día por completo.

El encanto de los chistes cortos malos es que a veces, de lo malos que son, dan hasta risa. La risa es maravillosa para combatir un día duro de trabajo o una semana llena de estrés. Te invitamos a que tus amigos y tú hagáis una quedada en casa. Con unas cervezas y estos chistes, ya tenéis la tarde hecha. Pero, si te apetece estar solo en casa, esta recopilación de chistes cortos malos también es apta para ti.

Hay algunas claves que puedes tener en cuenta para contar un “chiste malo” y que haga gracia:

  1. Conoce bien a tu público: es importante conocer a la persona o personas a las que se les cuenta el chiste, para saber si les gustan los chistes malos o si pueden considerarlos ofensivos.
  2. Timing: el momento en que se cuenta el chiste es crucial. Asegúrate de que la situación sea apropiada para contar un chiste malo.
  3. Entrega: la forma en que se cuenta el chiste es igualmente importante. La entrega debe ser natural y relajada para que la risa sea más efectiva.
  4. Contexto: el contexto en que se cuenta el chiste puede hacer que sea más divertido. Por ejemplo, si estás en un grupo de amigos cómplices, es más probable que el chiste haga gracia.
  5. Humor: es importante tener un sentido del humor propio para contar un chiste malo. Si no te hace gracia, es poco probable que haga gracia a los demás.

Estos chistes cortos malos no son precisamente los más elegantes o sofisticados, pero eso es precisamente lo que los hace tan divertidos. Para quien dice que no se puede hacer humor sin ofender a nadie, estos chistes demuestran lo contrario. A veces, el humor absurdo es mucho más gracioso que el humor negro.

CHISTES MALOS CORTOS FÁCILES DE RECORDAR

  • Buenas, vengo a la Asamblea Anual de Ansiosos…
  • Es mañana, pero pase, pase… ya estamos todos.
  • ¿Y a ti que te gustaría hacer en el sexo?
  • ¿A mi…? Participar.

-Oye Paco… ¿pero tu no decías que eras alérgico a los frutos secos?

-Sí, que pasa…

-Pues que la rubia que salió ayer de tu casa tenía nuez…

-¿Quién es usted?

-Vengo a hacer la revisión del gas.

-Humm… ¿Vestido de bombero?

-Ay, Mari, que yo no sirvo para estas cosas… me has liado. Vamos a hacerlo como siempre y nos dejamos de historias.

– ¡Estoy harta ya Paco, que te gastas tó el dinero en vino! ¡Tó el dinero te lo gastas siempre en vino!

– Y tu… que te lo gastas todo en maquillaje…

-Si, pero por lo menos yo me lo gasto para verme más guapa…

-Sí… y yo también…

-Viajo con una maleta llena de sueños… de ilusiones.
– ¿Es esta su maleta?
-Si.
-Caballero, acompáñenos, por favor.

El tío que va el medico y dice:

-Doctor, vengo a que me reconozca.

-Hummm… oye pues ahora mismo no caigo… ¿quién eres?

-Hijo mío… lo siento en el alma, pero me toca sacarte de las clases de francés.

-No me quite pá…

-Sufro de déficit de atención.
-¿Qué es eso?
-¿Qué es qué?
-¡Eso que tienes!
-¿¿Qué tengo??¿¿Qué tengo?? Ay por dios, quítamelo!

El amigo que le dice a otro:

-Oye, Juan… ¿Has ido ya al médico a hacerte la PCR?

-Sí. ¡Me he hecho las dos! Una por arriba (señalándose la nariz) y otra por debajo (señalándose el culo).

-Y ¿Qué ta dao?

-Pues aquí (en la nariz) me ha dao positivo. Y aquí abajo, negativo…

.Oi… y ¿qué es lo que ta dicho el médico?

-Qué soy una pila

  • ¡Corre, rápido! Desnúdate, no hay tiempo para explicaciones.
  • De acuerdo…! Ya está ¿Y ahora qué?
  • Hum… no sé. Nunca me había funcionado. ¿Un café?
  • Alexa, predicción del tiempo para hoy.
  • 2 horas sentado, 6 horas tumbado y 1 hora dando viajes a la nevera.
  • Vengo por el puesto de director de cine.
  • Filme aquí.
  • Te dejo por tiquis miquis.
  • Se escribe todo junto.
  • Buenas, quería un colchón.
  • ¿Ergonómico?
  • Zí, baratico… que no estáh el horno pa bollos…
  • ¿Y cómo la conociste?
  • La conocí en un ascensor. Soy el amor “de subida”.
  • Todos tenemos un pesado.
  • Pasado.
  • Y dale…
  • Tu cuñao… ¿a qué se dedica?
  • Es quiosquero…
  • Ya, y nosotros a ti. Pero ¿en qué trabaja tu cuñado?
  • De verdad, eres la mujer de mi vida, Apaños.
  • Remedios.
  • Eso.
  • El mejor piloto de la historia ha sido Schumacher.
  • ¿Qué hay de Senna?
  • Sanjacobos.
  • ¿Qué va a tomar el señor…?
  • Dom Perignon.
  • ¿Qué va a tomar, Don Perignon?
  • Es tu primer día, ¿verdad?
  • Chi.
  • Se nota.
  • Puri, ¿qué eres en el horóscopo chino?
  • Caplicolnio.
  • Anda hija… menos mal que estás buena…
  • Me gusta estar solo.
  • No sabes cómo te entiendo…
  • Pero aquí sigues.
  • ¿Jura usted decir la verdad, toda la verdad y nada más que la verdad?
  • Sí, señoría, ¡lo juro! Tiene usted cara de no follar ni pagando.
  • ¡Me refiero sobre el caso, acusado!
  • Buenas, venía a sacarme el carnet de conducir…
  • Caballero, ha venido usted a un hospital, no a una autoescuela.
  • Sí, es que lo tengo encajado en la nariz… una larga historia….
  • ¿Es aquí donde hacen la terapia para pesimistas?
  • Sí, pero no creo que hoy la hagan…
  • Pues mejor, seguro que no iba a servir para nada…
  • ¿Has pensado entonces en la posibilidad de desengancharte a los juegos de cartas?
  • Sí, la estoy barajando…
  • Apuesto a que no lo consigues.
  • No lo descartes…
  • Estoy en una edad en la que cuando veo un fiestón en una película pienso…”madre mía, tener que limpiar todo eso…”
  • Pepe, ¡yo así no puedo más! ¡¡¡Estás obsesionado con la comida!!!
  • De eso nada, mi amor. No tienes ración.
  • ¿Tenéis tarta de queso?
  • Hum… tengo que ver si queda. Le pregunto a la cocinera.
  • ¿Es casera?
  • ¡Qué va! Está todo el día saliendo por ahí de fiesta
  • ¿Qué ha pasado? – Preguntó la Bella Durmiente.
  • Parece ser que estaba usted dormida…
  • Ah… oh…! Y usted me ha despertado… ¿Es usted mi príncipe?
  • No señora. Soy Wilson, de Vodafone. ¿Es usted la titular de la línea?
  • Pero, tío qué bien entonces, ¿ya por fin tienes novia?
  • Si… pero de otra nación
  • Bueno… ¡no pasa nada! ¿De cuál?
  • De… mi… ima…gi…NACIÓN
  • Papi, papi… en el colegio me llaman mafioso…
  • No te preocupes hijo, mañana mismo lo arreglo.
  • Vale. Pero haz que parezca un accidente.

La enfermera que entra en la consulta del doctor y le dice:

  • Doctor, doctor, ya tenemos al niño invisible en la sala de espera.
  • Por favor, dígale de mi parte que ahora mismo no puedo verle.
  • ¿Te sabes el chiste del tren?
  • No
  • Suele pasar…
  • ¿Te sabes el chiste del zoo?
  • No
  • Lógico
chistes-malos-cortos-faciles-de-recordar

Pueblos de Andalucía en Inglés:
– Barbate: He goes to the toilet.
– Rota: Broken.
– Mijas: MyDaughthers.
– Huelva: Comeback.
– Pilas: Batterys.
– Conil: With him.
– El Elido: The Choosen.
– Morón de la Frontera: Big Maroc man from the border.
– Aracena: Now, get dinner.

El vecino que coge y le dice:

  • Oye, mira… que mi gato a matado a tu perro…
  • ¿A mi perro? Pero que dices si mi perro es un Doverman…
  • Sí, y mi gato es hidráulico.
  • Mi amor, tienes que ir a terapia… estás obsesionado con el fútbol, y me haces falta…
  • ¡Pero qué falta ni que falta! ¡¡¡SI NO TE HE TOCADO!!!
  • Hijo, ahora que ya has perdido el primer diente ¿Qué es lo que has aprendido?
  • A no volver a entrar a tu cuarto cuánto estés dentro con la niñera
  • ¿Alguna vez has entrado en un laberinto?
  • Pues no, la verdad…
  • ¡Pues no sabes lo que te pierdes!

Entra un hombre en una librería y le pregunta a la dueña:

  • Disculpa, ¿tienen libros para el cansancio?
  • Están agotados.
  • -¿Cómo murió?

+Lo golpearon con un violín, una guitarra y un violín

-Mmm… todo concuerda

  • -¿Sabías que el aguacate es 50% agua?

+¿Y el otro 50?

-Cate.

  • El ama de casa oye un ruido de platos rompiéndose en la cocina y pregunta:

-¿Más platos, Cándida?

– No, señora, menos.

  • Intenté conquistar a una programadora, pero no se deJava.
chistes-malos-cortos-faciles-de-recordar-4

El borracho que lleva tres horas en el bar y le dice al camarero:

  • ¡Ponme otra copa! … Bueno no, no, no… que ya veo doble…

A esto que hay dos gemelos en la barra al lado de él y le dicen al borracho:

  • No oiga, no se preocupe usted, no ve doble. Es que somos gemelos…
  • ¿¡Los cuatro?!
  • ¿Qué hace una vaca con los ojos cerrados?

Leche concentrada.

  • ¿Cuál es la música más pegadiza?

La que se toca en un piano de cola

  • ¿Cuál es el perro que, además, es dado?

El can-dado.

  • Un chiste mayor le pega a un chiste pequeño.

¡Qué chiste más malo!

  • -Mi ordenador pesa 7 kilogramos.

+ ¿Y cómo lo sabes?

-Porque lo “PC”.

-Tengo un perro que no tiene ni patas de alante ni patas de atrás.
-Anda… ¿y cómo se llamada?
-No tiene nombre… ¿pa qué? Si lo voy a llamar y no va a venir.

  • ¿Qué le dijo una Coca-cola a otra?

Ay, se me escapó un gas.

  • Una vez conté un chiste químico… pero no hubo reacción.
  • Oye… y tu perro, ¿por qué tiene un semáforo atado a la espalda?
  • Esque es un cruce…

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: