La Burbujería, el restaurante de Madrid que no tiene ni una reseña negativa

restaurante-la-burbujeria-Madrid-carta

El chef Hernán González dirige BARCO7, La Burbujería, un restaurante informal de cocina creativa y viajera, con recetas personales basadas en el mejor producto de temporada y de mercado, como atestiguan los diversos fuera de carta diarios

La Burbujería, ubicada en el número 7 de la calle Barco, es un establecimiento inusual. Como restaurante, abre solo de jueves a domingos, con una oferta compuesta por una carta de cocina de fusión y otra de bebidas espumosas que incluye una interesante selección de vinos por copas.

De lunes a miércoles coge su Ateneo Panda y Lola, un espacio dedicado al ocio y la cultura con un programa de actividades para animar la vida del barrio. Todo ello en un local céntrico, junto a la Gran Vía madrileña, de decoración rústico-industrial, con un servicio de sala amable y con muy buen ambiente. Todo ello ha conseguido que en su primer año de vida –abrió sus puertas en junio de 2021–, el restaurante no haya cosechado ni una sola reseña negativa por parte de sus clientes, de quienes cumple con creces las expectativas.

El artífice de este sólido proyecto es el chef Hernán González, quien trabajara los últimos tres años junto al maestro Abraham García en Viridiana, a quien admira y elogia cada vez que tiene ocasión. Junto con Francisco Castro, su socio inversor –se conocieron mientras paseaban a sus perritas, las susodichas Panda y Lola, por el vecindario–, han logrado hacerse con una fiel clientela que vuelve por BARCO7, La Burbujería, para probar cada vez algo nuevo; porque la carta –más bien corta–, si bien mantiene algunos platos fijos por aclamación popular, va cambiando según el mercado del día. Y todo está hecho en casa, hasta la última salsa. Algo poco habitual cuando hablamos de cocina-fusión.

MÁS PRODUCTO DE TEMPORADA

BARCO7, La Burbujería, ofrece una decena de entrantes, entre los que destacan las bravas a su manera. Las “del otro lado del charco” (yuca frita, salsa de tomate al chile chipotle, cilantro y lima) dejan paso en la nueva carta a las bravas “del sudeste asiático” (boniato frito, salsa agripicante aromática y cebollino picado).

Entre otras novedades de temporada, encontramos las alcachofas salteadas con salsa de soja, láminas de panceta ibérica de bellota y pipas de girasol –con los tallos, Hernán prepara un magnífico paté–; los espárragos de Navarra con salsa holandesa de pomelo rosa y salmón marinado en casa; el ramen ibérico (sopa castellana con torrezno de Soria, berza y huevo campero); el risotto de pato y el boquerón frito con salsa de piparra y alga wakame. Hay que preguntar por el pescado salvaje del día, con su guarnición, como el bacalao skrei con salsa huancaína (con un toque picante) o el atún, ahora en temporada.

Entre los principales, siempre hay dos o tres hamburguesas; a la Castiza (de vaca madurada, papada ibérica y queso manchego) y a la St. Patrick (de ternasco de Aragón IGP, champiñón y salsa de Guinness) se suma la nueva burger Porteña, un homenaje al popular choripán argentino: lleva carne de vaca y cerdo condimentada con chorizo criollo, mayonesa de chimichurri, rúcula, tomate, cebolla y queso provolone, todo fundido al horno.

El capítulo de carnes se completa con un soberbio lomo de vaca vieja madurada, a la parrilla; el secreto 100 % ibérico de bellota, de Maldonado, que se acompaña con boniato asado y mantequilla especiada; la pierna de ciervo guisada al estilo pibil, y el costillar de cerdo Duroc asado en salsa barbacoa.

DOMINGOS DE MENÚ TEMÁTICO Y MÁS NOVEDADES

A partir de ahora, además, BARCO7, La Burbujería, ofrecerá algunos domingos al mediodía, la opción de un menú degustación de siete platos (49 € por persona, bebida incluida) que va cambiando periódicamente. El primero se estrena en mayo, por San Isidro, y gira en torno a la casquería, armonizada con espumosos de la casa Torelló. Incluirá algunos hits de la casa (como la lengua tonnata con piparras y cebollitas glaseadas al vino tinto) junto con callos a la madrileña o cresta de gallo frita con guacamole y fresón de Aranjuez, entre otras recetas.

De lunes a miércoles, en BARCO7, La Burbujería, abre las puertas su Ateneo Panda y Lola, un lugar de encuentro con vocación cultural en el que se puede disfrutar de distintas actividades de forma gratuita o a precio simbólico, organizadas por la casa o por amigos cercanos.

Al club de lectura, con muchos fieles ya, se añaden esta temporada clases de ajedrez (de la mano de ‘Ajedrez con cabeza’) y un cinefórum quincenal, conducido por profesionales del cine, en el cual se visionan documentales, películas relacionadas o no con la hostelería o que invitan a la reflexión, y se comentan posteriormente. Además, el Ateneo planea matemáticas para adultos, clases de armónica, presentaciones profesionales de bodegas, etc.


----- PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO DEBAJO -----

--------------------------------------

BURBUJAS PARA CADA PLATO Y NUEVOS VINOS DE POSTRE

BARCO7, La Burbujería, cuenta con una estudiada carta de bebidas especializada en vinos espumosos, perfectos para acompañar el menú de principio a fin y sacar el máximo partido a los sabores. El comensal encuentra en el equipo de sala un asesoramiento y una atención impecables y más de 60 referencias –una docena por copas– seleccionadas por su versatilidad y su personalidad, con querencia por los pequeños productores.

La oferta la protagonizan los vinos espumosos, tanto nacionales (cava, corpinnat y espumosos de calidad, entre otros) como internacionales (champagne, prosecco, Moscato d’Asti, etc.), escoltados por una variada selección de vinos tranquilos y generosos.  Además, como novedad, se ofrece media docena de vinos de postre por copas (Tokay, Oporto, Jerez, etc.) y nuevos destilados premium (ginebras, rones, whiskies y vodkas) para combinar o tomar solos.

UN LOCAL QUE HACE BARRIO

El local, con una pequeña barra a la entrada y un área al fondo que puede cerrarse para grupos, está ambientado con un estilo entre lo retro y lo industrial (maderas sin tratar, sillas de hierro ligeramente desgastado, etc.). BARCO7, La Burbujería, acoge en sus paredes, además, exposiciones temporales de pintura o fotografía de artistas emergentes y consagrados –ahora mismo, se exhiben los cuadros de Fernando L. Lorrio– y una pequeña colección a la venta de bisutería de la artista tt_2vuelta, especializada en dar una nueva vida a adminículos “olvidados, rotos y aburridos”, desde cuentas de lámparas hasta botones.

Y como homenaje a sus compañeros perrunos, Panda y Lola, que propiciaron el encuentro entre los dos socios, BARCO7, La Burbujería, cuenta con una pequeña zona dog-friendly en la que los clientes pueden disfrutar y relajarse junto a sus mascotas.


RESERVAR MESA EN BARCO7, LA BURBUJERÍA

Dirección: Calle del Barco, 7. Madrid

Tel.: 91 813 57 91

Web: www.laburbujeria.com

Horario: De jueves a sábados, de 13:00 a 16:00 y de 20:00 a 1:00 h. Domingos, de 13:00 a 17:00 h. Cierra de lunes a miércoles

Precio medio: 35 €


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: