Think Po: una estrategia provocadora para desarrollar la creatividad

Innovation. Hands holding light bulb for Concept new idea concept with innovation and inspiration, innovative technology in science and communication concept,

Pensar de forma provocativa (o Think Po) es esencial para desarrollar la creatividad, ya que existen formas de invertir la realidad provocándola

La creatividad es una de las características que más identifican al ser humano y, sin embargo, no todos la tienen igual de desarrollada. Por eso, existen una serie de estrategias que podemos seguir si no nos concedieron el don de la creatividad. Hoy te vamos a descubrir en qué consiste la estrategia creativa Think Po de Edward de Bono, la más original y provocativa de todas las estrategias que existen.

Saber desarrollar la creatividad

La creatividad o la capacidad de ser creativo se define como la habilidad de crear ideas desde cero, generar soluciones y pensar fuera de lo establecido. Esta característica es necesaria para ser innovador y conseguir grandes objetivos en el mundo laboral o personal, independientemente del campo de trabajo. Ser creativo es útil para muchos aspectos de nuestra vida, y nunca está de más aprender ciertas estrategias para fomentar nuestra capacidad creativa.

Para destacar en el mundo en el que vivimos, debemos ser innovadores. Gracias a la investigación hemos descubierto una serie de estrategias para innovar y poder desarrollar una capacidad creativa que nos ayude a encontrar soluciones eficaces y originales a los dilemas y situaciones del día a día.

¿Cuáles son las 7 estrategias de la creatividad?

Think Zen

Con esta estrategia se pretende vaciar la mente y dedicar ese espacio a pensar o a no pensar, en función de nuestras necesidades, para atraer nuestra intuición y así obtener nuevas ideas.

Think Open

Esta estrategia es el caso contrario de la anterior, y es que trata de alejarnos de nosotros mismos, dejar a un lado la introspección y buscar la inspiración en otros mundos alejados de nuestro ser, como pueden ser las redes sociales.

Think Po

Esta estrategia se centra en la provocación para conseguir la inspiración. Es de la que vamos a hablar en este artículo.

Think Flow

Con esta estrategia también se trata de evitar el egocentrismo, buscando y fomentando la cantidad, mediante el pensamiento colectivo (en equipo).

Get emotional

Aquí se pretende expresar y conectar con las emociones. Se pretende utilizar todos los sentidos para conectar con otras realidades.

Think Happy

Con esta estrategia nos estamos acercando a nuestra motivación. Debemos enfocarnos en creer y luchar por nuestros sueños, y hablar siempre en lenguaje positivo. Esto permitirá centrarnos mucho más en nuestra creatividad.

Think Team

Los inventos suelen ser siempre el producto del trabajo en equipo. Debemos alejarnos del yo e invertir en el trabajo creativo en equipo, creando y analizando ideas y cooperando con los demás.

Estrategia Think Po

Este término fue acuñado por el psicólogo y escritor Edward de Bono en los años 70, tras la publicación de su libro, El pensamiento lateral: manual de creatividad.

Esta estrategia de creatividad se basa en razonar provocativamente, de manera utópica. Una provocación trae de la mano una alteración del sentido de una cosa. Como cuando decimos una misma palabra varias veces: esa palabra pierde el sentido. Con esta estrategia se busca precisamente eso, generar una provocación que haga que perdamos el sentido de aquello que estamos pensando, generando una deconstrucción de la propia realidad. En ese punto nos convertimos en capaces de buscar ideas inmutables.

La provocación es esencial para desarrollar la creatividad. Cuestionar la realidad invita a alcanzar ideas que en otras circunstancias seriamos incapaces de pensar. Para conseguir este cuestionamiento, debemos hacernos preguntas como “¿por qué?”, hasta llegar a una conclusión creativa que de lugar a una idea destacable y original. Al principio, el proyecto de cualquier producto o servicio es fácil que se tambalee y se abra camino a la posibilidad de cambio. Preguntarnos “¿por qué?” es un mecanismo de provocación que hará que analicemos más estrictamente nuestro producto o servicio.

Ya hemos dicho que en el mundo en el que vivimos debemos ser diferentes para destacar, y eso lo conseguimos siendo creativos. Haciéndonos ese tipo de preguntas dejamos de un lado los convencionalismos y nos enfrentamos a retos complicados en los que no habríamos pensado si no hubiésemos invertido la realidad con esta estrategia creativa.

La finalidad de esta estrategia según de Bono

El escritor y creador de esta estrategia considera que los humanos estamos capacitados para crear soluciones mucho más innovadoras ante los obstáculos que se nos presentan. Esta estrategia se conoce como > e implica que nuestras funciones cognitivas vayan más allá de la lógica, de ahí que invirtamos la realidad y nos hagamos preguntas extremas, haciendo que las cosas “pierdan su sentido”. Así nos alejamos de las obviedades y del razonamiento lógico tradicional, pensando en soluciones más innovadoras y provocativas.

El Think Po favorece la posibilidad de jugar y probar con nuevas opciones, además de percibir la realidad de una forma mucho más original e incluso divertida. Desde lo extremo percibimos la realidad como un desafío, sirviéndonos de inspiración.

Ámbitos donde podemos usar el Think Po

Su marco de actuación estaría en el ámbito empresarial, aunque es cierto que puede usarse en otros aspectos de la vida cotidiana.

Se han realizado diversos trabajos sobre este tema y son muchos los críticos que consideran la estrategia creativa Think Po como un concepto pseudocientífico. Un estudio realizado por la Universidad de Kebangsaan asegura que esta estrategia facilita la resolución de problemas.

Ámbito empresarial

Como hemos dicho, esta estrategia estaría enmarcada en el aspecto empresarial. Esto es así porque nos permite generar ideas originales e innovadoras para aumentar los beneficios y la competitividad de la empresa. Dicen que serás alguien si te mantienes distinto al resto, y esta estrategia creativa, sin duda, nos permite destacar frente a los demás.

Ámbito personal

Como bien demostró la Universidad de Kebangsaan, esta estrategia nos ayuda a resolver los problemas a los que nos enfrentamos en nuestra vida cotidiana, desde un punto de vista desafiante e incluso humorístico. Llegar al extremo más utópico cuando buscamos solucionar un problema nos dará puntos de vista que en otras circunstancias no tendríamos en cuenta, haciendo más eficaz la futura solución.

Además, y, según su autor, es una estrategia perfecta que llevar a cabo cuando debemos hacer frente a un escenario complejo para nosotros. Puede ser una situación laboral, la mudanza a una nueva ciudad, cambiar de lugar de trabajo, conocer gente nueva… De hecho, Edward de Bono considera que sería un gran apoyo para la evolución y el progreso de la humanidad. Esto es así porque pensar de manera provocativa y utópica favorecerá nuestra adaptación al nuevo entorno.

Ámbito educativo

De Bono considera que este tipo de estrategia sería un buen recurso a la hora de enseñar en las escuelas, ya que asegura que favorece el pensamiento crítico, muy necesario en el desarrollo cerebral de los niños.

Existen ya pocas asignaturas que fomenten ese pensamiento crítico que todos debemos de tener más desarrollado. Si acaso la asignatura de Filosofía es de las pocas que todavía busca conseguir que los alumnos puedan realizar análisis crítico de muchos de los aspectos de la sociedad en la que vivimos. Por eso, resulta importante fomentar la capacidad de análisis, crítica y reflexión en cada una de las personas que tienen el futuro en sus manos.

Artículo publicado por Laura Martínez

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: