10 crímenes reales que sacudieron Hollywood y que siguen sin resolver

crímenes-reales-Hollywood-sin-resolver
Azpilicueta-Robadoble-300x600-DMPU

Descubre cuáles son los crímenes reales de Hollywood que siguen sin resolver y que superan cualquier película de asesinatos

Crímenes pasionales, venganzas, fratricidios… a lo largo de los años Hollywood ha sido testigo de crímenes reales, muertes atroces que, en algunos casos, superan la más terrorífica de las películas y que, a día de hoy siguen, sin resolver.

Y es que, no es oro todo lo que reluce en Hollywood. Detrás del glamour aparente, de la alfombra roja, de los vestidos de satén y los trajes de noche, el séptimo arte oculta otra cara. Una más macabra y escabrosa. En la meca del cine han ocurrido algunos de los crímenes reales más atroces que se pueden imaginar. Muchos nunca llegaron a resolverse y, hoy en día, continúan envueltos en el más absoluto misterio.

¿Quién no ha oído hablar de la horripilante matanza perpetrada por Charles Manson y que acabó con la vida de Sharon Tate, por entonces esposa de Roman Polanski? ¿O de las incógnitas que rodean la terrible muerte de Natalie Wood, ahogada en misteriosas circunstancias?

Hay toda una oleada de crímenes reales que sobrevuelan Hollywood como una sombra que empaña esa luz de la que muchas veces se vanagloria y que, a día de hoy, siguen sin respuesta. Crímenes pasionales, celos, venganzas, accidentes que se intentan encubrir

En los más de cien años que el cine lleva existiendo se han dado en su seno todo tipo de historias y muertes escabrosas que parecen sacadas directamente de una película de Haneke. Y es que, hay ocasiones en las que la realidad supera la más macabra de las ficciones.

A continuación, 10 crímenes reales que sacudieron Hollywood y que, aún hoy en día, continúan sin resolver.

VIRGINIA RAPPE: UNA FAMA INVOLUNTARIA

El de Virginia Rappe puede que sea el primero de todos crímenes reales ocurridos en Hollywood que siguen sin resolver. 9 de septiembre de 1921. Virgina Rappe, una aspirante a actriz que, hasta el momento, apenas había conseguido pequeños papeles en algunas películas de cine mudo, llenó las portadas de todos los periódicos al ser hallada muerta, con la vejiga reventada y una aguda peritonitis.

El escándalo saltó cuando una amiga suya acusó a un popular actor de cine mudo, Roscoe ‘Fatty’ Arbuckle, de haberla violado y después asesinado durante una fiesta celebrada en su casa. A partir de ese momento los rumores fueron imparables: desde que el actor había llegado a introducir una botella de champán en su vagina, hasta que la había violado con cubitos de hielo.

El jurado declaró a Fatty inocente por falta de pruebas, pero la sociedad ya había emitido su veredicto y su carrera quedó arruinada por completo.

NICOLE BROWN Y RONALD GOLDMAN: DOBLE CRIMEN, DOBLE ESCÁNDALO

Junio de 1994. Nicole Brown fue hallada muerta en su casa junto a su amigo y aspirante a modelo Ronald Goldman. Ella con la cabeza prácticamente separada del cuerpo, los ojos morados y los labios partidos; él con 19 cuchilladas repartidas por todo el cuerpo.

Nicole era la esposa de O.J. Simpson, un famoso deportista de la época que, en los últimos tiempos, había dado el salto a la actuación y que fue el principal sospechoso del crimen. Simpson ya había sido denunciado en numerosas ocasiones por maltrato, y todo ello, unido a las severas acusaciones de racismo que recibió la policía, a pruebas desaparecidas y análisis de ADN manipulados, convirtió el caso en uno de los más mediáticos de Hollywood.

A pesar de todo, después de un muy dudoso juicio y para indignación popular, Simpson fue absuelto. Sin embargo, apenas un año después el destino se encargó de hacer justicia cuando el actor fue arrestado en Las Vegas después de perpetrar un atraco en un casino y fue llevado, por fin, a prisión. El caso, sin duda, da para más de una película.

DAVID CARRADINE: PLACER EXTREMO

David Carradine, famoso por su papel en la célebre serie Kung Fu y que recientemente había aparecido en la popular Kill Bill de Tarantino, apareció muerto en 2009 en su habitación de hotel de Bangkok. Las circunstancias que rodeaban el caso fueron tan misteriosas que enseguida coparon todas las páginas de los periódicos. Y es que el actor murió ahorcado con una cuerda atada a la barra del armario, rodeando su cuello y sus genitales.

La primera hipótesis fue el suicidio y solo algún tiempo después salió a la luz que, en realidad, se había tratado de un desafortunado accidente. Al parecer, Carradine se había colocado él solito la soga al cuello, sí, pero no con intención de matarse, sino de obtener mayor placer durante la masturbación. Está claro que hay placeres que matan.

JOHNNY STOMPANATO ¿HOMICIDIO JUSTIFICADO?

Lana Turner era ya una popular actriz cuando, a finales de los años 50 protagonizó uno de los crímenes que, aun hoy, siguen sacudiendo Hollywood. Y es que por aquella época estaba saliendo con Johnny Stampanato, que también era un personaje muy conocido… aunque por razones bien distintas. Stampanato era un matón de la mafia, gigoló y celoso empedernido que ya había sido denunciado varias veces por violencia doméstica.

Este hombre lo tenía todo, y su vida terminó de la forma más abrupta posible al ser encontrado muerto en casa de la propia Turner, cosido a puñaladas. Cheryl Crane, la hija de la actriz, se acusó a sí misma del crimen, aduciendo que no había tenido más remedio que darle muerte al ver que la vida de su madre corría peligro. El caso se cerró como “homicidio justificado” y la adolescente quedó absuelta. Woody Allen se inspiró en este caso para escribir su célebre película Septiembre en 1987.

JACK NANCE: ALCOHOL Y PELEAS, UNA MALA COMBINACIÓN

Las carreras del aclamado cineasta David Lynch y del actor Jack Nance despegaron al mismo tiempo gracias al film Cabeza borradora. A partir de ese momento, Nance se convirtió en uno de los actores favoritos del director, y ambos trabajaron juntos hasta la muerte del actor en 1996. Una muerte muy violenta para la que nunca se halló respuesta.

La vida de Nance no había sido fácil. Alcohólico desde hacía muchos años, había asistido el suicidio por teléfono de su mujer, la también actriz Kelly Jean Van Dyke, algo de lo que nunca llegó a recuperarse. Cinco años después, el actor murió a causa de un hematoma cerebral, se piensa que provocado por un fuerte golpe en la cabeza.

La noche anterior se le había visto discutir con unos jóvenes, con los que pudo haberse peleado. Sin embargo, nunca se llegaron a hacer acusaciones formales y el crimen quedó sin resolver. En 2002, su amigo Lynch ayudó en la creación de un documental sobre su vida, al que tituló I don´t know Jack. No conozco a Jack.

Azpilicueta-banner-movil-300x250

NATALIE WOOD: UNA MUERTE QUE AUN HOY SIGUE CONMOVIENDO AL MUNDO

¿Hay alguien que a día de hoy no haya oído hablar de la trágica muerte de la actriz de West Side Story? El de Natalie Wood ha sido uno de los crímenes reales Hollywood sin resolver más «virales» de todos los tiempos. Su caso dio la vuelta al mundo por las trágicas (y misteriosas) circunstancias que rodearon su fallecimiento. Y es que Wood apareció muerta en el mar, después de haber caído por la borda del yate de su marido, Robert Wagner, donde ambos se encontraban de fiesta junto a Christopher Walken, también actor y amante de la actriz.

La hipótesis del accidente enseguida fue puesta en duda cuando se hallaron marcas de arañazos en el bote al que supuestamente intentó encaramarse la actriz para salvar su vida, además de que su cuerpo presentaba graves contusiones que difícilmente podrían haberse producido solo con una caída al agua…

Además, el propio Walken ha confesado que antes de que la actriz se precipitara por la borda, se había producido una “fuerte discusión”. Y, por si esto no fuera poco, la actriz padecía de un gran pánico al agua cuando, de niña, ya estuvo a punto de morir ahogada, lo que hace poco probable que ella misma, voluntariamente, se situara tan cerca de la barandilla.

Está claro que las incógnitas son demasiadas como para pasarlas por alto aunque, por ahora, no hay respuesta que permita resolver el caso.

MARYLIN MONROE: CUANDO EL CINE, EL SEXO Y LA POLÍTICA SE ENTREMEZCLAN

Acaba de estrenarse Blonde, película sobre Marylin protagonizada por Ana de Armas, y el caso de la popular actriz no podía faltar en esta lista.

En 1962 Marylin Monroe fue encontrada muerta en su casa, debido, según declaraciones iniciales, a una sobredosis. Contaba con apenas 36 años y la noticia de su fallecimiento sobrecogió al mundo entero. Sucedía apenas un mes después de que la actriz le cantara el célebre Happy birthday al entonces presidente Kennedy, y las teorías conspirativas sobre su muerte no tardaron en aparecer. La más resonada involucra al propio presidente y a su familia.

Y es que se piensa que Marylin no solo era amante de John, sino también de su hermano Robert, que por aquella época ostentaba el importante cargo de fiscal general. Según la teoría, la actriz había amenazado con contar ambas relaciones a los medios, lo que habría provocado que los Kennedy ordenaran su asesinato.

BRITTANY MURPHY: NEUMONÍA Y HONGOS TÓXICOS, UNA MALA COMBINACIÓN

A la actriz Brittany Muprhy apenas le dio tiempo a disfrutar de las mieles del triunfo. Apenas había cumplido 32 años cuando fue encontrada muerta en su casa. En un principio se pensó que su muerte había sido debida a una sobredosis de medicamentos, pero esa hipótesis enseguida quedó descartada.

La autopsia reveló que la verdadera causa fue una neumonía, agravada por una fuerte anemia de la que nadie se había dado cuenta. El caso habría quedado cerrado si no fuera porque, meses después, su marido, el guionista y director Simon Monjack, halló la muerte en circunstancias parecidas.

Solo entonces se inició una investigación exhaustiva. Estaba claro que aquello no podía ser casualidad y se pensó que, tal vez, podría haber algún tipo de hongo en la casa que pudo provocar ambas muertes. Sin embargo, no se encontró ninguna prueba que lo demostrara, lo que hizo que el caso pasara a engrosar los archivos de “muertes sin respuesta” de Hollywood.

HEATHER O´ROURKE Y LA MALDICIÓN DE POLTERGEIST

Puede que su nombre no os suene demasiado, pero seguro que recordáis su mirada. Esa intensa mirada de ojos azules, encarnada en una niña de siete años, que parecía atravesar la pantalla cuando, en 1982 se estrenó Poltergeist.

Sin embargo, apenas unos años después, su inocencia se vio interrumpida al morir, de forma repentina, de un paro cardíaco, cuando apenas contaba con 12 años de edad. Pero lo más inquietante es que su muerte no fue la única que rodeó a la película.

Más miembros del equipo encontraron su vida interrumpida en extrañas circunstancias: la actriz Dominique Dunne fue asesinada por su exnovio, el actor Julian Beck murió de un cáncer de estómago durante el rodaje de la segunda parte del film y el famoso Will Sampson también halló la muerte poco después de acabar el film.

RAMÓN NOVARRO: UNA VIDA POR 20 DÓLARES

El último de nuestros crímenes reales de Hollywood sin resolver es el de Ramón Novarro. Ramón es considerado el primer actor latinoamericano en triunfar en Hollywood. Fue una auténtica estrella del cine mudo y su trágico fallecimiento solo contribuyó a engrandecer su leyenda. Estaba a punto de cumplir 70 años cuando encontró la muerte a manos de dos jóvenes de 17 y 22 años.

Ambos eran hermanos que él mismo había contratado como chaperos, y los dos chicos le torturaron para que confesara dónde tenía guardado el dinero, convencidos de que la vieja estrella del cine mudo debía poseer toda una fortuna escondida en alguna parte de su casa.

Sin embargo, nada de todo aquello era cierto y lo único que consiguieron fue llevarse 20 dólares. Sí, 20 tristes dólares fue el precio que el popular actor pagó por su vida, ya que terminó muriendo ahogado en su propia sangre cuando sus asesinos huyeron.

Artículo publicado por Marina Marroquín

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Azpilicueta-banner-movil-300x250