Para conseguir un bronceado uniforme, que además dure en el tiempo, es esencial llevar una alimentación saludable cuya base sea abundante en frutas y verduras y que contenga suficientes proteínas y grasas saludables. Además, hay que tener en cuenta que lo más importante para que un bronceado dure es que la piel esté sana, para lo cual debe estar siempre hidratada y exfoliada.

El principal responsable de ese color tostado (o dorado) es el consumo de carotenoides , un precursor de la vitamina A que encontramos en alimentos de color naranja y rojo. De esta manera, el consumo habitual de hortalizas y frutas como la zanahoria, el tomate, los albaricoques y la calabaza pueden ayudarte a mejorar el tono de tu piel.

Como hemos mencionado anteriormente, las zanahorias son uno de los alimentos que más carotenos aportan al organismo, por lo que comer zanahorias debe ser indispensable si quieres obtener unos buenos resultados. También las espinacas, acelgas y el brócoli son ricos en caroteno y funcionan como prolongador del bronceado.

Los albaricoques, las cerezas, el melocotón y el melón son algunas de las frutas que ayudan a que la producción de melanina en el cuerpo se haga de forma más natural, además de ayudar a prevenir el daño que el sol pudiera producir.
Desde Rísbel Magazine , os proponemos algunas recetas fáciles de preparar y exquisitas para hacer en casa con estos alimentos que ayudan a prolongar y potenciar el bronceado y, además, cuidan la piel.


  1. Espaguetis integrales con verduras y crema de queso

Ingredientes:
• 200 g de espaguetis de trigo integral
• 100 g de Grana Padano
• 2 calabacines
• 2 zanahorias
• 1 pimiento amarillo
• Guisantes frescos
• 1 limón
• Albahaca fresca
• Aceite de oliva virgen extra
• Sal

Elaboración:
• Lavar las verduras y cortarlas en juliana.
• En una sartén caliente saltear las verduras y los guisantes con un chorrito de aceite de oliva virgen extra y sal.
• Cocer los espaguetis en abundante agua y una vez cocidos, dejarlos escurrir.
• Saltear los espaguetis con las verduras, derretir el queso Grana Padano y servir la pasta con las verduras agregando la
crema de queso Grana Padano.


2. Brochetas gratinadas al horno con verduras y patatas

Ingredientes:
• 2 calabacines
• 2 patatas
• 2 zanahorias
• 50 g de Grana Padano
• 50 g de pan rallado
• Tomates cherry
• Albahaca
• Aceite de oliva virgen extra
• Sal Brochetas gratinadas al horno con verduras, patatas y queso Grana Padano

Elaboración:
• Cortar las verduras y las patatas en trozos, ensartarlas en una brocheta alternando y pasar la brocheta por el pan rallado
• Colocar las brochetas en una bandeja para hornear, echar un chorrito de aceite de oliva virgen extra y espolvorear con queso Grana
Padano
• Hornear con el horno precalentado a 200 C durante 30 35 minutos, girando las brochetas de vez en cuando para que se cocinen de
manera uniforme
• Servir aún calientes con hojas de albahaca y una pizca de Grana Padano


3. Arroz salteado con verduras: judías verdes, zanahorias, judías blancas y queso

Ingredientes:
• 250 g de arroz
• 50 g de Grana Padano
• 3 zanahorias
• 100 g de judías verdes
• 1 manojo de espinacas frescas
• 80 g de judías blancas
• 1 chalota
• 1 limón
• Aceite de oliva virgen extra
• Sal
• Pimienta

Elaboración:
• Hervir el arroz en abundante agua, escurrir cuando esté al dente y dejarlo en un recipiente con un chorrito de aceite de oliva virgen extra.
• En una sartén grande de wok , freír la chalota picada con 2 cucharadas de aceite de oliva virgen Agregar las judías verdes y saltear durante unos minutos, añadirlas zanahorias cortadas en juliana y continuar salteando a fuego alto durante unos minutos.
Agregar las judías blancas, sazonar con sal y pimienta y cocinar a fuego alto durante unos minutos.
• Agregar el arroz, saltear a fuego alto durante unos minutos y agregar las espinacas.
• Servir el arroz mientras aún está caliente, espolvoreando por encima con queso Grana Padano, ralladura de limón y pimienta recién molida


4. Tabulé con berenjenas a la parrilla, judías pintas, menta, almendras, jengibre y queso

Ingredientes:
• 300 g de bulgur
• 100 g de Grana Padano
• 2 berenjenas
• 150 g de judías pintas
• 1 limón
• Menta fresca
• Almendras en escamas
• Aceite de oliva virgen extra
• Sal
• Pimienta

Elaboración:
• Cortar las berenjenas en rodajas y asarlas durante unos minutos en la parrilla a fuego alto.
• Cocinar el bulgur siguiendo las instrucciones del paquete. Tan pronto como esté listo, aderezar con aceite de oliva virgen extra y dejar enfriar en un bol.
• Agregar las judías pintas, la menta y las berenjenas asadas picadas, las almendras y las escamas de queso Grana Padano, mez clar bien, y agregar sal y pimienta.
• Dejar reposar todo en la nevera durante al menos una hora y servir frío.


5. Pudín salado con queso, fresas y vinagre balsámico

Ingredientes:
• 100 g de fresas
• 250 g de Grana Padano
• 3 huevos
• 100 ml de crema
• 80 ml de leche entera
• Vinagre balsámico
• Aceite de oliva virgen extra

Elaboración:
• Poner los huevos, la leche, la nata y el queso Grana Padano en trozos en una batidora y mezclar hasta obtener una mezcla fl uida y homogénea.
• Verter la mezcla en moldes, en los que previamente habremos pintado de aceite.
• Hornear en un baño de agua en un horno precalentado a 160 C durante 20 30 minutos.
• Antes de preparar los postres, esperar hasta que se hayan enfriado.
• Servir el pudín con fresas frescas y gotas de vinagre balsámico.