La directora general de la División de Lujo del Grupo L’Oréal, Ana Jaureguízar y Diego Antoñanzas, experto en marketing digital, han expuesto esta mañana su visión sobre la implantación digital en nuestras vidas y la irrupción de la inteligencia artificial, en el webinar organizado por la agencia especializada en belleza The Beauty NewsRoom, dirigiada por Yolanda Sacristán. El diálogo ha girado en torno a los puntos The Internet of Things y sobre cómo se enfrenta el sector de la belleza y el lujo al reto de conectar con sus consumidores en un entorno cada vez más digital.

El cambio en los hábitos de compra forzados por el Covid , el diálogo entre los consumidores y las marcas, las tendencias de consumo y el sprint del mercado en digitalizarse han sido algunos de los puntos que ha comenzado desarrollando la actual directora general de la División de Lujo de L´Oréal.

“Lo que estamos viviendo con el Internet of Things es una aceleración brutal en todo lo que ya había empezado. Una de las diapositivas más curiosas de mis presentaciones indica que por el año 2020 –este en el que estamos– cincuenta mil millones de objetos van a tener conexión a internet y van a tomar decisiones por sí mismos”, ha declarado Diego Antoñanzas.

Por su lado, Ana Jaureguízar afirmaba que L’Oréal es la compañía del sector que actualmente más está invirtiendo en I+D, un 3,3% de su cifra de negocio. “En L’Oréal hay más de cuatro mil científicos que trabajan en la última molécula; pero desde 2018 estamos innovando de otra manera. Hemos comprado la compañía Modiface, de inteligencia artificial porque para nosotros el internet of things, la aparatología conectada, es sin duda el futuro de la belleza. En todos los puntos de venta del país donde haya productos L’Oréal puedes acceder con tu móvil a un código QR que te va a permitir probarte los productos directamente en tu cara”, afirmaba.

La empresa francesa de cosméticos y belleza está desarrollando una tecnología denominada Perso, que va a permitir en un futuro inmediato que los usuarios puedan producir sus propios cosméticos en casa. Esta tecnología, además, no solo mide cuáles son las necesidades de cada piel, sino que también mide en qué país está el usuario, cuáles son las características de humedad, cuál es la incidencia de los rayos ultravioletas del sol y le indica, por ejemplo, cuánto filtro solar necesita o incluso predecir cómo le gusta en particular tener la piel, si más o menos brillante, mate, etc. Con toda esa información L´Oreal será capaz de darle el producto perfecto al cliente y que lo pueda elaborar en su propia casa, ha explicado Ana Jaureguízar.

Lo nuevo y lo está por llegar. Tendencias post Covid

Con el Covid, el confinamiento y la vuelta al hogar han aparecido nuevas tendencias sociales, como el home training, la cocina o la revalorización de las viviendas en el campo. Pero por encima de ello, destaca la sorprendente tendencia del DIY (Do It Yourself en sus siglas en inglés) que en el caso de la belleza, e incluso en el universo de la estética o la salud, se refiere a cómo está cambiando la formación en el uso de los cosméticos: los tutoriales a través de las Redes Sociales o los autochequeos de la piel normalmente con la ayuda de los distintos devices y aplicaciones desarrolladas por las marcas.

La gente echa de menos la naturaleza, la terraza… y quiere poder disfrutar más del hogar y de los suyos. Este es el reto de las grandes multinacionales, encontrar la manera de conectar con el consumidor entrando en su casa”, ha confesado Diego Antoñanzas.

Como explicaba la directora general de la División de Lujo del Grupo L’Oréal, esta tendencia existe ya en China, a través de la tecnología, el personal especializado de las marcas entra en tu casa y te presta ese servicio de asesoramiento, proponiéndote el producto adecuado. “El Covid ha fomentado el desarrollo de nuevas formas de acercarnos a nuestros clientes”.

Obsesiones del siglo XXI, el ‘must have’ de las marcas hoy

Tal y como ha señalado Diego Antoñanzas, la sostenibilidad, el cuidado del medio ambiente, la diversidad y las decisiones que las marcas deben tomar para que su legado se traduzca en un mundo mejor, unido a las políticas de Responsabilidad Social Corporativa y de Transparencia hacia el consumidor, son actualmente las claves sobre las que pilotará la estrategia de las marcas en esta nueva década del siglo XXI.

“El Grupo L’Oréal se ha tomado muy en serio la sostenibilidad y, en este sentido, hemos desarrollado un plan que se llama L’Oréal for the future con tres ejes principales: la biodiversidad, porque nosotros utilizamos muchísimas materias primas que provienen de la naturaleza; el segundo punto es la utilización del agua y el tercero, es la utilización circular de los recursos. En cada una de estas tres áreas tenemos unos compromisos muy precisos que presentaremos en detalle el próximo 18 de noviembre”, ha confesado Jaureguízar tras declarar que se sentía extremadamente orgullosa de pertenecer a una compañía que se toma muy en serio el cuidado del planeta y que traslada los objetivos de sostenibilidad del plano profesional al lado personal.